El desastroso mundo de los pensamientos negativos

El desastroso mundo de los pensamientos negativos

Todo pensamiento emite vibraciones que se conjuntan en actitudes y comportamientos muy diversos, cuando dicha vibración es positiva, ósea, dirigida desde sensaciones entusiastas y satisfactorias, todo a nuestro al rededor emitirá señales de tranquilidad y armonía, lo mismo pasa en sentido inverso, con vibraciones expresadas desde pensamientos negativos.

Ambas frecuencias generan emoción y movimiento aun siendo algo aparentemente imperceptible para nosotros.

Cuando el pensamiento es positivo todo fluye de manera normal pero aquellas personas que se ciclan en alimentar pensamientos negativos y autodestructivos irremediablemente se relacionarán con ellos mismos y su entorno desde el uso de palabras y expresiones que confirman su estado de enojo, frustración, ira o tristeza, en pocas palabras, experimentan físicamente todo lo que su pensamiento alimente.

Sabemos que el emprendedor zigzaguea constantemente en ambos caminos, sin embargo, permitir que pensamientos nocivos secuestren tu mente provoca simultáneamente la perdida de ciertas habilidades y capacidades indispensables para emprender, como son la creatividad y la resolución de conflictos, disminuye por completo tu visión de negocios y desde luego, ninguna oportunidad podrá ser percibida, dejando escapar el éxito que tanto deseas.

Pero no todo termina ahí, pues la mente tiende a desarrollar todo aquello que es repetitivo y en este caso, el ser tóxico se volverá habitual en todo lo que hagas.

“Terminas convirtiéndote en el mejor repelente de la felicidad y en el atrayente de problemas y desgracias.”

Si tu objetivo es alcanzar el éxito, resulta importante detenerte por unos segundos y permitirte analizar todas aquellas ocasiones en las que te has ciclado dentro de pensamientos que le restan valor a tu emprendimiento y en todos esos momentos en los que tus actitudes te han distanciado de las oportunidades.

La buena noticia es que, si te percatas de cierta recurrencia en posturas tóxicas, así como lo aprendiste también puedes tomar el control total de dichas actitudes y avanzar positivamente hacia tus metas reconociendo que el único dueño de tu mente y por consecuencia de las decisiones y las acciones en tu vida eres tú.

Se trata de reprogramar los viejos patrones para tomar el control total de tus pensamientos, la diferencia la hallarás no en evitar que agentes nocivos lleguen a perturbar tu vida, si no en la reacción positiva ante dichas circunstancias para dirigir el rumbo que deseas alcanzar.

Algunas maneras sencillas con las que puedes comenzar a transformar comportamientos tóxicos son.

  1. Reconocer que todo ser humano falla, que todos en algún momento hemos fracasado y así dejar de evitar dicha condición para comenzar a ver toda caída como la oportunidad de crecer y aprender.
  2. Has una lista de cada una se las influencias negativas a tu alrededor, amigos, familia, pareja, mismos que te provocan caer constantemente en la desvalorización de ti mismo/a para después recordarte que toda opinión tóxica no tiene que ver en absoluto contigo, sino con la persona que emite dichos juicios, respira y deja de tomar atención, aléjate lo mas posible y continua con lo que te hace sentir feliz.
  3. Rodéate de personas que vibren positivamente y permite que su frecuencia te ayude a sentirte mejor. Yo no pido consejos de armonía a personas que viven un caos emocional o consejos de finanzas a alguien que vive endeudado. Hazte amigo de las personas que ya tengan el nivel de éxito que deseas atraer.
  4. Mantén tus espacios limpios y ordenados, como tu recámara u oficina, y junto con esa limpieza, aleja de tu mente todo recuerdo que genere tristeza o frustración.
  5. Las personas no piensan igual que tú, todos poseemos opiniones diferentes ante distintas circunstancias, así que, deja de estar a la defensiva ante puntos de vista disimiles a los tuyos. Mejor aprende a escuchar y a rescatar todo lo que sea funcional para tu propio crecimiento.

Empezando por cosas simples y pequeñas comenzarás a entrenar tu mente y tú cuerpo, lograrás alimentar los recuerdos de aquellos momentos alegres en tu vida, esos que te dan satisfacción y te hacen sonreír, y es que, seamos honestos, ya que estoy seguro que detrás de esa nube opaca de negatividad hay personas y escenarios que en muchas ocasiones te ha hecho sentir feliz y eso, vaya que vale la pena ser recordado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *